Negocios

Ariana Grande siente atentado

Ariana Grande siente atentado”

El sospechoso hizo estallar su carga explosiva la noche del lunes en el vestíbulo del Manchester Arena, al término de un concierto de la estrella juvenil estadounidense Ariana Grande, dejando al menos 22 muertos y 59 heridos.

Abedi, cuyos padres habían emigrado de Libia hace años huyendo de la cruenta dictadura de Muammar Khadafy, el excéntrico líder derrocado y ejecutado en las revueltas de 2011, podría ser sólo la punta visible de una estructura más amplia que aún estaría en actividad. "Siempre estuvo en contra de la ideología jihadista y estos de EI no son ni siquiera jihad, son delincuentes", agregó.

En un comunicado, publicado por el Estado Islámico a través de uno de sus canales habituales en las redes sociales, precisa que "uno de los soldados del califato colocó bombas entre la muchedumbre" durante el concierto.

"No podemos ignorar la posibilidad de que un grupo de individuos mayor esté vinculado al atentado de Manchester", subrayó May, que también anunció el despliegue de militares para apoyar a la policía. Su agencia de propaganda dijo además que hay un "equipo" de combatientes detrás del atentado.

Miles asistieron a la vigilia en Manchester un día después del atentado.

El ataque fue el más grave cometido en suelo británico desde julio de 2005, cuando una serie de atentados suicidas dejaron 52 muertos y 700 heridos en el sistema de transportes de Londres.

La potente explosión se registró en una de las entradas del Mánchester Arena, un pabellón con capacidad para 21.000 personas, al final de un concierto de Ariana Grande, de 23 años e ídolo de los preadolescentes.

Un portavoz del número 10 de Downing Street, su despacho oficial en Londres, confirmó que la jefa de Gobierno acudirá, tal como estaba previsto, a las próximas reuniones previstas del G7 en Sicilia, el viernes y el sábado, y a otro encuentro previo de líderes de la OTAN en Bruselas, el jueves.

"Lo siento mucho", dijo la artista", dijo. Taxistas ofrecieron transporte gratis, la gente llevó comida y consuelo a los afectados, donó sangre y organizó una colecta, y los hoteles cedieron sus habitaciones a quienes las necesitaban.



Сomo este

Más reciente




Recomendado