Negocios

Goldman Sachs confirmó la compra de bonos venezolanos

Goldman Sachs confirmó la compra de bonos venezolanos”

La firma de inversiones estadounidense Goldman Sachs compró 2,800 millones de dólares en bonos al Banco Central de Venezuela en una reciente operación que ha generado las críticas de la oposición al Gobierno de Nicolás Maduro, según informó The Wall Street Journal.

Al llevar a cabo esta operación, Goldman Sachs ha pagado unos 865 millones de dólares de una deuda que vence en 2022.

Bajo esa misma tónica el economista Luis Oliveros ha asegurado que el destino de lo recibido por el Gobierno con la venta de los bonos a Goldman Sachs es la campaña hacia la Asamblea Nacional Constituyente, cuya elección está prevista para finales de julio, según anunció Tibisay Lucena, presidenta del Consejo Nacional Electoral.

El ministro de petróleo venezolano habría dicho, la semana pasada, que el gobierno de Caracas estaba considerando "todas las opciones" en busca de dinero para pagar a acreedores como Rusia y China, según el WSJ.

En medio de la convulsa situación política en el país producto de las protestas violentas convocadas por la oposición, que han dejado un saldo de más de 50 víctimas fatales y más de mil heridos; y un descalabro financiero tras la prolongada caída y leve recuperación de los precios del petróleo, la inyección de recursos es una buena noticia para el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Por su parte, la entidad financiera reconoció en un comunicado la compra de bonos de la petrolera estatal PDVSA, aunque destacó que la adquisición fue realizada en un mercado secundario y no directamente del Gobierno de Nicolás Maduro. "Aceptamos que la vida allí tiene que mejorar y hemos hecho la inversión en parte porque así lo creemos".

"Invertimos en bonos de PDVSA porque, como muchos otros en la industria de manejo de activos, creemos que la situación en el país debe mejorar con el tiempo", afirma el comunicado.

"Reconocemos que la situación es compleja y cambiante y que Venezuela está en crisis".

La inversión se produce cuando los detractores de Maduro presionan duramente para impedir que las instituciones financieras occidentales realicen transacciones que apoyen al régimen que ha sido acusado por Estados Unidos y otros países de abusos generalizados en cuanto a derechos humanos y demás garantías fundamentales.

El mismo parlamentario se ocupó de dar a conocer que la Asamblea investigará los detalles de una operación que podría ir en contra del código de ética del banco, un documento que aclara que Goldman Sachs debería identificar a potenciales violadores de los derechos humanos antes de llevar a cabo una transacción.

Sobre el intermediario que realizó la operación, dijo "colocaremos la lupa en esa pequeña empresa intermediaria que hizo ese negocio sin que nadie se enterara".



Сomo este

Más reciente




Recomendado