Mundo

Amenaza a Pyongyang quizá no fue suficientemente fuerte, dice Trump

Amenaza a Pyongyang quizá no fue suficientemente fuerte, dice Trump”

En contra de las amenazas de "fuego y furia" del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ante un posible ataque a la isla Guam, cientos de norcoreanos se manifestaron a favor de su líder Kim Jong- un.

En caso de que EE.UU. decida lanzar un "ataque preventivo convencional" contra Pyongyang, indica un artículo del portal especializado en aviones The Aviationist, los ataques comenzarían con los misiles de crucero "cuya mayoría serían lanzados desde buques de guerra y submarinos" y luego con aviones estratégicos y tácticos.

El ministro de Exteriores ruso, Sergei Lavrov, ha dicho que Rusia está muy preocupada por el aumento de tensiones entre EE UU y Corea del Norte y ha recordado que Moscú se opone a que Pyongyang posea armamento nuclear.

Trump y el régimen norcoreano sostuvieron esta semana una guerra retórica, después de que los medios estadounidenses revelaran que Pyongyang había logrado miniaturizar una cabeza nuclear. "Espero que Kim Jong-un encuentre otro camino", escribió Donald Trump en Twitter.

"Las soluciones militares están completamente preparadas, listas para el combate, por si Corea del Norte actúa de forma imprudente". La canciller alemana, Angela Merkel, dijo que se opone al uso de la fuerza y criticó el intercambio de palabras que han tenido ambos representantes.

Para contrarrestar las relativamente buenas capacidades de defensa de misiles tierra-aire de Corea del Norte, llegarán los aviones estadounidenses F-22, F-35 y B-2, que probablemente dirigirían una campaña aérea conjunta con la ayuda de jets F-15 o F-16 de Japón y Corea del Sur, añade Hendrix.

Estados Unidos probablemente llevaría más aviones a la región en caso de un ataque inminente, pero también mantiene dos bases aéreas principales en Corea del Sur: en Osan con los combatientes F-16 y A-10 "asesinos de tanques", y en Kunsan con F- 16. "Nadie desea más que yo una solución pacífica", puntualizó Trump, al tiempo que advirtió que Pyongyang estará en "graves, graves problemas si algo le sucede a Guam".

Más allá de las declaraciones cruzadas, el gobierno de Trump ha mantenido durante varios meses un discreto diálogo diplomático con Corea del Norte, con el objetivo primordial de lograr la liberación de varios ciudadanos estadounidenses detenidos por el régimen y en la búsqueda de relanzar las deterioradas relaciones entre los antagonistas, informó Associated Press.

El conflicto actual se complica debido a la oposición de China a la instalación en territorio surcoreano del escudo antimisiles estadounidense THAAD, en teoría diseñado como defensa para armamento de Corea del Norte pero que según Beijing también amenaza su seguridad, ya que su radio de alcance incluye territorio chino.

China, el principal socio económico de Corea del Norte, tiene un papel clave para que se cumplan las sanciones económicas tomadas contra Pyongyang para obligarlo a poner fin a sus programas nuclear y balístico.

El presidente francés Emmanuel Macron apeló ayer a a "la responsabilidad de todos" para "evitar cualquier escalada de tensiones".



Сomo este

Más reciente




Recomendado