Mundo

Drogó a niños de guardería ¡para practicar crossfit!

Drogó a niños de guardería ¡para practicar crossfit!”

Su mayor responsabilidad era que estaba a cargo de una guardería de niños de entre 6 meses y 4 años, a los que habitualmente solía abandonarlos para ir a entrenar. Un esfuerzo diario. Estaba tan obsesionada por mantenerse en forma que se convirtió en un monstruo. Y eso le valió una condena de 21 años de prisión.

January Neatherlin, de 32 años, repartía sus días entre cuidar su físico y atender a los niños que llegaban a su casa en Bend, Oregon. En la siestas, la mujer drogaba con melatonina a los niños para inducirles el sueño. Sonaba lógico. Aunque detrás de esa petición se escondía una horrible experiencia para los menores. Neatherlin los abandonaba e iba a Tan Republic, un gimnasio en el cual practicaba CrossFit. A partir de una denuncia de un ex novio, la Policía de Bend comenzó a vigilar a la mujer. Al término, regresaba a Little Giggles Daycare. Incluso uno de ellos una vez fue derivado al Doernbecher Chilfren's Hospital con considerables heridas en la cabeza. También se estableció en el ámbito de la justicia que Neatherlin causó lesiones internas a algunos pequeños por darles de tomar leche hervida. En primer lugar, el centro era ilegal y ella no era enfermera como les había dicho a los padres.

Esta modalidad se repitió durante cinco años. Hay algo roto y perdido dentro suyo. "Es el deseo de esta corte que pueda encontrarlo o reconstruirlo", le señaló el juez Wells Ashby. Por su parte, Kevin Hord, padre de una de las víctimas, dijo a la prensa que "100 años no hubieran sido suficientes" para Neatherlin. Luego de la lectura de la sentencia en la cual se le informó que debería pasar 21 años y cuatro meses tras las rejas -la fiscalía había solicitado 35-, uno de los padres pidió la palabra.



Сomo este

Más reciente




Recomendado