Mundo

Una disputa familiar habría dejado cinco muertos en Francia

Una disputa familiar habría dejado cinco muertos en Francia”

Sin embargo, se evacuaron a 27 personas. Un hombre de nacionalidad francesa, que según algunos testigos había sido denunciado por su esposa por violencia de género, ha prendido fuego a su vivienda en este municipio francés cuando se hallaba dentro junto a su esposa, su hijo de dos años y los padres de esta, que estaban de visita estos días de verano.

Por su parte, el consulado español está en contacto con la Prefectura y la Fiscalía de Pau, encargada de la investigación, así como con la familia de los fallecidos. "Se trata de dos parejas y un niño". El marido, de 32 años, tenía cortes en las muñecas, y ni el niño ni la mujer, de 36, registraban "restos de golpes que puedan explicar la muerte". El incendio lo habría provocado la pareja de ella, un francés, que se habría suicidado. Ella trabajaba como profesora de español en el colegio La Hourquie de Morlaàs, cerca de Pau, e iba a cambiar de destino a otra ciudad el próximo curso. Según su versión, las discusiones eran frecuentes en la pareja y la mujer ya había presentado una denuncia por violencia doméstica de acuerdo con un amigo de ésta citado por 'Europe 1'.

"Los primeros elementos permiten seguir la pista del drama familiar", añadió su comunicado, en el que agrega que tres de las víctimas son españolas y que la "rápida y eficaz" cooperación con el consulado general de España ha permitido confirmar su identidad, que no fue facilitada.

Los bomberos acudieron hasta el edificio a las 6:40 de la mañana, según medios franceses, y cuando llegaron al apartamento vieron el sofá ardiendo y los cinco cuerpos sin vida.

La alcaldía ha tomado las disposiciones necesarias para limitar el tiempo que los vecinos tendrán vetado el acceso a sus pisos y les ha facilitado ayuda psicológica porque, indicó Cabane, han visto "sangre y otras cosas traumatizantes".

"La République des Pyrénées" detalló que todos los vecinos han sido interrogados por la Policía Judicial.

Una de ellas, Marie-Paule Lassus, quien vive en la tercera planta, avanzó que la mujer era "adorable" y que había sido destinada a Poitiers, en el centro del país, de cara a septiembre. Dado que el caso todavía está abierto, los trámites de cara a una previsible repatriación de los cuerpos "tardarán un tiempo", agregaron las fuentes.



Сomo este

Más reciente




Recomendado