Mundo

Bienvenidos los derechos de autor, Europa aprueba ley de copyright

Bienvenidos los derechos de autor, Europa aprueba ley de copyright”

El voto de hoy obtuvo 438 sufragios a favor, 226 en contra y 39 abstenciones, de forma que volverá a debatirse en comisión parlamentaria para iniciar una negociación interinstitucional con la Comisión Europea y el Consejo de la UE. "Es una señal fuerte y positiva y un paso esencial para conseguir el objetivo común de modernizar las normas de copyright en la UE", han destacado en un comunicado conjunto el vicepresidente del Ejecutivo comunitario para el Mercado Único Digital, Andrus Ansip, y la comisaria de Economía y Sociedad Digitales, Mariya Gabriel.

Los puntos más polémicos de la norma buscan que plataformas como Facebook, Twitter y YouTube (propiedad de Alphabet, la empresa madre de Google), retribuyan mejor a los creadores de contenidos (Artículo 13), y también crear un "impuesto al link", o "link tax" (Art. 11), que permita a diarios o agencias de noticias, recibir ingresos por la reutilización en internet de su producción.

La propuesta de Bruselas no convence a todo el sector.

Pero el artículo más problemático sea el Artículo 13, que ha sido llamado como el filtro de subida, y que obligará a todos los sitios a revisar todo el contenido que se suba a sus plataformas para encontrar cosas que vayan contra los derechos de autor y así eliminarlos de sus servidores.

El texto aprobado a día de hoy obligaría a Google, Facebook o YouTube a supervisar y filtrar los contenidos que los usuarios comparten en ellas, usando tecnologías de detección automática para evitar que se vulneren los derechos de las obras protegidas, haciendo responsables a estos gigantes del posible uso indebido de los derechos de autor por parte de sus usuarios.

Y con esto, la libertad para consumir información es sesgada: ¿quién decide qué contenidos deberán tener filtros?, ¿qué contenidos podrán ser compartidos? "Es una excelente señal para la industria creativa en Europa", ha celebrado el democristiano alemán tras confirmarse el apoyo del Parlamento Europeo a la iniciativa.

"No se trata de ningún tipo de censura, sólo de responsabilizar [a los gigantes de internet] de la remuneración de los trabajadores de la cultura", había defendido la víspera la eurodiputada Helga Trüpel, sobre las controvertidas medidas, apoyadas también por medios tradicionales a la búsqueda de ingresos. La patronal AMETIC lamentó que se haya desaprovechado una oportunidad para lograr el equilibrio entre los derechos de autor, los de los ciudadanos y las empresas innovadoras, que rechazaron la directiva.



Сomo este

Más reciente




Recomendado