Tecnología

Astrónomos anuncian posible primera exoluna

Astrónomos anuncian posible primera exoluna”

La publicación Science Advances divulgó un estudio que conmueve a la comunidad científica: investigadores encontraron pruebas convincentes de la primera exoluna de la que se tenga noticia.

Hasta el momento, se sabía que podían existir este tipo de lunas, sobre todo considerando la cantidad en nuestro Sistema Solar. Este hallazgo es algo inusual debido a su gran tamaño, comparable con el diámetro de Neptuno. "Si se confirma el descubrimiento, este podría proporcionar pistas vitales sobre el desarrollo de los sistemas planetarios y podría hacer que los expertos revisasen las teorías de cómo se forman las lunas alrededor de los planetas", explica.

La hipótesis podría derribarse en caso de comprobarse la presencia de un segundo planeta en dicho sistema.

No solo esta luna es enorme, el planeta que la alberga también: es un gigante gaseoso, varias veces más masivo que Júpiter, el mayor de nuestros planetas y orbita, con su luna, a una distancia similar a la que hay entre el Sol y la Tierra, unos 150 millones de kilómetros, en el límite inferior de la zona de habitabilidad.

Los científicos, Alex Teachey y David Kipping, analizaron los datos de 284 exoplanetas encontrados por el telescopio espacial Kepler, y uno de ellos, el Kepler 1625b, llamó su atención debido a "pequeñas desviaciones y oscilaciones en la curva de luz", explicó Kipping.

Los resultados de Kepler fueron suficientes para que el equipo utilizara otro telescopio llamado Hubble para estudiar intensamente el planeta, obteniendo datos cuatro veces más precisos que los del anterior.

El planeta fue visto por el Hubble durante las 19 horas de su tránsito y al finalizar este detectó una segunda disminución en el brillo que duró 3,5 horas, consistente con una luna siguiendo el planeta. Solamente uno de los planetas mostró indicios de una posible luna: un planeta alrededor de la estrella conocida como Kepler-1625, que es aproximadamente del tamaño de nuestro sol, pero más vieja. Sin embargo, las observaciones programadas de Hubble terminaron antes de que se pudiera medir el tránsito completo de la luna.

Se estima que la luna tiene solo un 1,5% de la masa de su planeta compañero, valor parecido al de la relación de masa entre la Tierra y su luna.

Este telescopio espacial, un proyecto conjunto de la NASA y la Agencia Espacial Europea, en numerosas ocasiones sorprendió a la comunidad científica.



Сomo este

Más reciente




Recomendado