Negocios

El dólar cerró la semana a la baja

El dólar cerró la semana a la baja”

Este mercado es donde operan bancos, grandes empresas y el Banco Central, y cuya cotización termina incidiendo luego en el canal minorista, donde compran los ahorristas.

El dólar volvió a subir y recuperó algunas posiciones, después de tres ruedas seguidas en las que descendió un acumulado de 8,6%, en un marco signado por el plan oficial de retiro de pesos de la "calle" por medio de otorgar un incentivo de altas tasas de interés, las cuales ya se ubican cerca del 73% anual. Esta suba se dio ante los temores por la suba de la tasa de interés en los Estados Unidos, que saltó a 3,20%, una cifra difícilmente alcanzada en ocasiones anteriores.

Esta semana, el índice Merval acumuló una dura caída de casi 10% por efecto de la súper tasa en pesos, y del avance en los retornos de los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años.

Desde el lunes pasado, cuando comenzó la oferta diaria de las Leliq a elevadas tasas, el dólar ha desacelerado por tercera ronda consecutiva, registrando una merma cercana al 9 por ciento en lo que va de la semana. El experto considera que "ni el Gobierno, ni el FMI quieran volver a atrasar el tipo de cambio real, toda vez que el país enfrenta serios desequilibrios externos y no ha recuperado el financiamiento voluntario externo, con un riesgo país aun por encima de los 600 puntos a pesar del segundo acuerdo con el organismo internacional".

Pese al rebote el dólar, el tipo de cambio se mantiene prácticamente en el centro de la banda de flotación.

Con el objetivo de atraer a ahorristas, el BCRA permitió el pasado viernes que los bancos paguen intereses por anticipado a aquellos clientes con plazos fijos mayores a 30 días. Tampoco de bancos oficiales. El total operado en contado fue de 459,163 millones de dólares, mientras que en futuros MAE se movieron 5,10 millones de dólares. Se estima que la venta de divisas por parte de Hacienda se harán a través de subastas comunicadas al mercado con anticipación.

El deseo de los operadores -y del propio Banco Central- es que el dólar se mueva muy suavemente, para que de esa manera salga del foco de atención de los inversores y de los ahorristas, y se acelere -si fuera posible- la desdolarización de carteras de inversión.



Сomo este

Más reciente




Recomendado