Mundo

Chofer cuida de esposa con Alzheimer mientras trabaja

Chofer cuida de esposa con Alzheimer mientras trabaja”

El hombre de 71 años se preocupa de su cuidado personal, pero también debe levantar a su esposa, vestirla, lavar sus dientes, llevarla al baño y luego subirla a su bus y acomodarla en uno de los asientos delanteros. La enfermedad deteriora a Fresia día a día, ya no puede valerse por sí misma y apenas se conecta con la realidad.

Fresia Farías tiene 65 años y le detectaron Alzheimer hace cuatro. Perdió por completo su autonomía.

También señaló que "haga frío o calor, o como sea que esté el clima, tengo que levantarla". "Se me ha caído de la micro, a veces va durmiendo o le da frío, tiene ganas de ir al baño y debe hacer en un tarro", añadió.

Mario explicó que generalmente recibe mucho apoyo de parte de sus pasajeros, pero algunos se burlan de su esposa y eso es lo que más le duele.

El caso de unapareja de adultos mayores ha causado conmoción pues debido al avanzadoAlzheimer que ella padece y los pocos recursos que tienen, él la lleva todo los días a su trabajo como chofer de un microbús en la región de Coquimbo en Chile. "Ese es nuestro día a día", comentó. Nací de una mujer y por eso las respeto.

Desde su domicilio, Mario Núñez manifestó sentirse más tranquilo al saber que va a poder trabajar sin la preocupación de que le pase algo a su señora, mientras que Fresia estará mucho mejor en el hogar.

"Nosotros recibimos personas que están en situación de vulnerabilidad con pensiones de menos de 200 mil pesos que idealmente no tengan familia o como en este caso, que no hay quien más cuide a la señora, ya que don Mario tiene que trabajar porque su pensión no le alcanza para vivir", agregó. "Ni siquiera para pagarle a una persona para que la cuide", contó la joven y la historia se viralizó. "Es una despedida física no más porque siempre va a estar conmigo", aseguró Mario al diario El Día.

La historia se volvió viral en las redes sociales, gracias a una usuaria de Facebook que conoció a su chofer de colectivo habitual y compartió las fotos en las redes sociales con el siguiente mensaje: "Me subí a la micro y todos los días es una historia distinta..."

Para conseguir ayuda, Mario se acercó a organismos como el Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama), el Servicio Nacional de la Mujer y la Equidad de Género (SernamEG), y la propia Municipalidad de La Serena.

Recordar que durante esta jornada la Fundación Las Rosas anunció que ayudará a Fresia a través de un hogar en La Serena para que pueda ser atendida.

A pesar de todos los avances en materia de medicina, el alzhéimer no tiene cura. Si bien los tratamientos actuales para el Alzheimer no pueden detener el avance de la enfermedad, pueden ralentizar por un tiempo el empeoramiento de los síntomas y mejorar la calidad de vida de las personas con Alzheimer y sus cuidadores.



Сomo este

Más reciente




Recomendado